VIERNES SANTO

                        VIERNES SANTO

  Celebración de la Pasión del Señor

Liturgia de la Palabra

1ª Lct. Is.52,13-53.12: Fue traspasado por nuestras rebeliones

Sal.30,2.6…Padre a tus manos encomiendo mi espíritu

Canto. Entre tus manos, Señor Jesús, encomiendo mi espíritu

Hb.4,14-16.5,7-9:Experimentó la obediencia y se convirtió en causa de salvación eterna.

Vers: antes del evang. : Cristo por nosotros se sometió incluso a la muerte y una muerte de cruz. Por eso Dios lo levantó sobre todo y le concedió el nombre sobre todo nombre.

Cada año en nuestra tierra de España  e Hispanopamérica,durante esos días ,hay un paisaje de procesiones, imágenes, vestiduras de cofrades que recuerdan la Semana Santa y el acontecimiento singular de Jesús de Nazareth, condenado a muerte, llevando una cruz hasta el calvario donde fue crucificado ente dos malhechores y que al “tercer día resucito de entre los muertos”

El relato de la pasión según S.Juan que hemos escuchado nos describe la pugna de la luz :Jesús.”Yo soy la luz”, .y las tinieblas: los fariseos, los guardias de los sumos sacerdotes.

La reacción violenta de Pedro  es corregida por Jesús que vence al mal y al pecado no destruyéndola violentamente sino cargando con el pecado y el mal sin destruir la libertad del hombre.Al fondo Pedro niega al Maestro por miedo. Jesús llevado antes las autoridades judías

Corrobora Jesús su identidad ante la pregunta del sumo sacerdote : ¿eres tú es el Hijo de Dios vivo?: Tú lo dices. Y el sumo sacerdote se rasga las vestiduras y  condenan al Hijo del hombre. Llevado ante la autoridad civil ,Poncio Pilato, desconcierta al Procurados porque la acusación de ser rey de los judíos nada tiene que ver con su reinado de justicia y de paz. Jesús es testigo de la verdad y ahora es desechado ante la libertad de Barrabás, un bandido. El mal ha triunfado ,aparentemente, sobre el bien. Después de azotarlo y coronarlo de espinas fue mostrado para poder liberarlo :Ecce homo¡He aquí el hombre.”No encuentro en Él ninguna culpa¡

Así es Jesús, en Él se muestra cómo es Dios, sufriente Siervo, expresión del sumo amor .Cuatrocientos años antes, Platón reflexionando sobre el hombre justo, había dicho que se encontraría a un hombre justo cuando cargase sobare sí la injusticia y maldad del hombre. Entonces no seguiría la práctica habitual de todos los que de se dejan llevar por las circunstancias. Esto es lo que vemos cumplido en Jesús: así es Dios, así es Jesús cuyo amor desencadena este horrible sufrimiento.

¿Qué hacía Dios ante su Hijo sufriente? Dios no se alegra por el sufrimiento de su Hijo, se complace en su obediencia, en que continúa confiando en él. Los artistas: pintores, escultores, han reflejado esta respuesta ante la pregunta. Pintan o esculpen a la Sma.Trinidad en la que el Padre aparece abrazando al Hijo crucificado y en medio el Espíritu Santo. Dios también sufre.

Lo crucificaron y encomendó a su madre y a Juan a cuidarse mutuamente y después de probar vinagre dijo>:TODO ESTÁ CUMPLIDO. ”El que lo vio da testimonio y su testimonio es verdadero y él sabe que dice la verdad…para que creáis…”Mirarán al que atravesaron”: las mujeres, los amigos, José de Arimatea, Nicodemo que suavizan la otra versión del Ecce Homo ,meniroso, criminal, egoísta, pecador. Ahora se espera la luz esplendorosa del Resucitado  nos ayudará a interpretar ese dolor  del injustamente crucificado.

Por eso, el Siervo Doliente, herido de Dios y humillado, triturado por nuestras rebeliones y crímenes muestra que “sus heridas nos curan”.

Aquel que en los días de su vida mortal a gritos y con lágrimas presentó oraciones y súplicas, fue escuchado y nosotros nos podemos acercar confiados al trono de su gracia a  fin de alcanzar misericordia” Jesús rompe el círculo infernal del placer/dolor que suele acompañar las travesuras del hombre, ávido de satisfacción por el dolor/placer-día/noche por noche/día…Del sufrimiento a la paz y al  gozo de la vida.De la cruz a la resurrección. 

Recuerda que tu ternura y tu misericordia son eternas. Que los que hemos llevado grabada por nuestra naturaleza la imagen de Adán, por la acción santificadora de tu gracia, llevemos la imagen de Jesucristo el hombre celestial.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

cuatro × 5 =

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies